Intendente de Lambaré reapareció y se ratifica en el cargo

Intendente de Lambaré reapareció y se ratifica en el cargo

Escrito el 29/11/2019
Venus

El intendente de Lambaré, Armando Gómez, ratificó que continúa en el cargo presentándose ayer ante la convocatoria de la Junta local, tras no haber aparecido durante semanas en la municipalidad. Señaló que no asistía a la sede comunal debido a que no contaba con medidas de seguridad.

“Ayer estuve en la sesión extraordinaria de la Junta que se hizo en el tinglado municipal, llevando todas las documentaciones. Armaron todo un show con un apriete”, expresó Gómez en diálogo con La Unión, señalando que asistió a la sede municipal con resguardo policial.

En ese orden, dijo que, más que su larga ausencia, el tema de conversación principal fue lo referente al pago de salarios atrasados a funcionarios municipales, sobre lo cual dijo que ellos “entendieron y saben perfectamente lo que está pasando”.

“Ellos saben bien la situación. Nosotros no pudimos acceder al préstamo justamente debido al pedido de intervención. La idea nuestra era pagar por obras que ya iniciaron y hacer otras que ya están presupuestadas y que, de hecho, ya se hicieron llamados (a licitación). De ese dinero se iba a pagar los salarios, que también se iba a abonar con las recaudaciones, pero en esta época del año son muy bajas”, dijo el jefe comunal.

“Yo no estuve en la municipalidad, pero de todas maneras no dejé mis funciones, sobre todo con los proyectos. Por ejemplo, estamos con los proyectos de mingas, Costanera Sur, entre otros”, justificó el intendente.

Pedido de intervención

La Junta Municipal de Lambaré presentó nueve causales de intervención, entre ellos un préstamo de G. 100 millones a una tasa muy elevada; una deuda de más de G. 15.000 millones no autorizada y la falta de transferencias a Catastro y a la Gobernación de Central por G. 10.000 millones.

La Cámara de Diputados resolvió el pasado miércoles en sesión ordinaria conformar una comisión especial para analizar el pedido de intervención municipal.

FUENTE: LA UNION